blog-no-olvides-escribir

¿Quieres escribir tu propio libro y No sabes cómo empezar?

En este blog trataremos de ayudarte con algunos consejos que seguramente te serán de gran utilidad.

En algún momento de la vida a muchas personas les aparece al deseo de escribir, de utilizar la escritura para manifestar sus pensamientos, reflexiones, etcétera., que  mejor que éstas puedan ser leídas por alguien más.

Lo primero que tienes que hacer es leer, esto  es el alimento del escritor, inspira y motiva. ¡Encuentra tiempo para hacerlo!

Establece un horario semanal para escribir.  Pueden ser dos horas diarias o dos días a la semana,  Lo importante es que una vez que hayas decidido tu horario lo respetes.

Acuérdate que solo llegarás al final si eres constante.

No te puede faltar un diccionario, no importa si lo que vas a escribir es ficción, novela, relatos o poesía. Es el instrumento o herramienta fundamental para los escritores. Tenlo siempre a la mano, te ayudará a expresarte mejor.

Recomendamos que tengas uno de sinónimos y antónimos , ya que te servirá para no repetir palabras y un diccionario ideológico, ya que te puede  ayudar a encontrar la palabra que encarna adecuadamente el concepto que tienes en la mente y quieres transmitir.

Encuentra tu propio estilo, tu propia voz. No escribas de forma complicada, frases muy largas o con un lenguaje muy complejo. La claridad y sencillez puede ser tu mejor aliado en tu  primer libro.

Los detalles son muy importantes, tienes que ser descriptivo pero no de forma exagerada.

El primer libro siempre cuesta más trabajo y puede que no quedes satisfecho de inmediato pero, recuerda que nadie nace siendo escritor, solamente la práctica te dará el resultado que tú quieres.

Muchos escritores novatos creen que necesitan escribir un libro de más de 200 páginas, ¡esto  es un mito!

Te sugerimos practicar los siguientes ejercicios antes de empezar a escribir formalmente:

1 – Recuerda algún acontecimiento de los últimos días y escríbelo, hazlo en primera persona(yo dije, yo hice, yo vi, etc.).

2 – Pídele a tu pareja, a un amigo o a un familiar que te cuente algo interesante y escríbelo en tercera persona (él dijo, él hizo, él fue, etc.).

Haciendo estos dos ejercicios te darás cuenta de que no es lo mismo narrar en primera persona que en tercera.  Contar tus experiencias o la de otros es totalmente diferente.

3 – Lee un libro o ve una película que te guste, luego realiza un sinopsis con lo más relevante que sucede en la historia. Tienes que dar una idea general de principio a fin.

4 – Busca una noticia sobre alguien, no importa de quien, en el periódico,  puede ser un robo,  sobre un artista, etc.  Escribe la misma noticia pero contada por el personaje que la vivió, imagínate cómo lo narraría esa persona. Seguramente tendrás que aumentar detalles de la historia, ampliaras el escenario, dirás lo que pensó, etc. Esto te ayudará a crear posteriormente a tus propios personajes.

5 – Imagina a un personaje, puede ser tímido o extrovertido, impulsivo, reflexivo, etc. Ahora tienes que hacer que él cuente la historia que escribiste en el primer ejercicio. Imagínate qué hubiera hecho él en tu lugar ¿qué habría sucedido si eso le hubiera pasado a él?, a lo mejor la historia habría cambiado.

En nuestro siguiente blog te daremos los primeros pasos para empezar a escribir tu libro.

¡No te lo pierdas!